facebooktwitterSocial Media Logos grau instagramm

Together We Can Make A Difference
For Those Affected By Sarcomas!

Signos y síntomas

La mayoría de los sarcomas suelen ser diagnosticados (demasiado) tarde - la enfermedad se manifiesta a menudo en estadío avanzado y/o ha empezado a extenderse por todo el cuerpo (enfermedad metastatizada). Una de las razones de que esto ocurra se debe a que los sarcomas en su estadío temprano carecen de síntomas diferenciadores que permitirían potencialmente diagnosticarlos más temprano. Otra razón es que los sarcomas suelen estar mal identificados o diagnosticados y como consecuencia se tratan incorrectamente. Esto da lugar a que el tumor crezca y se extienda.
La ubicación más común para los sarcomas de partes blandas son las extremidades (33%), seguida del tórax (14%) y del retroperitoneo (19%).  Un total de un 8% de los SPB ocurren en la cabeza y en el cuello.
Los sarcomas de partes blandas son tumores sólidos que se presentan como una especie de bulto ó inflamación ya sea de nueva localización o en crecimiento, habitualmente indoloro. Si el tumor se localiza en el abdomen, podría  obstruir y causar hemorragia intestinal o de estómago. Esto se puede presentar como dolor abdominal y sangrado en las heces o vómitos.

El sarcoma podría sospecharse en los siguientes casos;

  • Cualquier bulto mayor de 2cm.
  • Cualquier nuevo bulto.
  • Cualquier bulto profundo en el cuerpo.
  • Cualquier bulto/inflamación de rápido crecimiento.
  • Cualquier derrame profundo significativo (hematoma).

Los síntomas generales del tumor podrían incluir:

  • Pérdida del apetito/sensación temprana de saciedad
  • Aumento de peso (ganancia del 10 % del peso de nuestro cuerpo sin causa obvia)
  • Debilidad general/disminución en el rendimiento
  • Dolor (si el tumor presiona algún nervio, por ejemplo o si se afecta el entorno de algún órgano)
  • Fiebre/ alta temperatura
  • Anémia
  • Síntomas de los tumores gastrointestinales podrían incluir: Inapetencia, dolor (punzante), hemorragia presente en las heces, náuseas, estreñimiento.

Además de todos estos síntomas, los sarcomas pueden ser detectados en inspecciones médicas rutinarias que se realicen por otros motivos o razones. También cómo parte del seguimiento médico de un diagnóstico de hematoma, lesiones deportivas, tumores benignos (p.e. lipomas, fibromas, leiomiomas), quiste de Baker, etc.